PLANTA(S) CURATIVA(S) PARA ACIDO URICO

El diente de león es, sin duda, uno de los mejores diuréticos y colagogos. La raíz es un laxante suave y un tónico amargo. Se emplea sobre todo en las enfermedades hepáticas para estimular la secreción biliar. Favorece el reestablecimiento de las funciones hepatobiliares, y calma las manifestaciones dolorosas con ese origen, tales como la anglocolitis y la colelitiasis. Es también un adecuado depurativo de la sangre. Se le reconocen propiedades contra los altos niveles de colesterol, la ictericia, el estreñimiento y la obesidad. En usos tópicos tiene gran predicación para el tratamiento de eczemas, forúnculos, etc. Su gusto es algo amargo.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Se puede hacer un zumo de raíces con los siguientes ingredientes: 100 gramos de raíces, 15 gramos de glicerina, 18 gramos de alcohol y 18 gramos de agua. Tomar al día una o dos cucharadas.

INICIO DULCES JABON JUEGOS ROMPECABEZAS OFICINA   CONTACTO PLANTAS